fbpx

Los 10 requisitos básicos de una madre de día

Una madre juega con su hijo

La madre de día ha de contar con una titulación de base y tener un hogar propio con espacio suficiente para poder atender a niños/as

Además, debe ser una persona empática, asertiva, paciente, amable y cercana

Una madre de día no tiene por qué ser madre. Al igual que un padre de día tampoco tiene por qué ser padre. La maternidad o la paternidad no dan la condición para ser madre o padre de día. Sin embargo, tampoco cualquier persona puede serlo. Una madre de día (me referiré a partir de ahora en femenino al nombre de la profesión) ha de cumplir una serie de requisitos básicos sin los cuales es imposible que pueda ejercer. A continuación, detallo los 10 más básicos:

Titulación de base: Es fundamental que antes de formarse como madre de día, la persona tenga una titulación de base como Magisterio, Psicología, Pedagogía o Educación Infantil. Es lo prioritario para poder ejercer de forma legal en España. Sin esto, no es posible formarse como madre de día.

Formación en pedagogías respetuosas: Además, es importante que tenga formación específica o profundos conocimientos en otro tipo de pedagogías respetuosas: Pikler, Montessori, Waldorf… La finalidad, es poder ofrecer al niño/a una alta atención de calidad basada en el vínculo afectivo, el respeto al ritmo individual, el juego y el movimiento libre, y el fomento de la autonomía.

Proyecto educativo propio

Un proyecto educativo propio: La madre de día, además de todos los documentos que debe reunir para poder ejercer la profesión en su hogar, debe contar con un proyecto educativo propio que mostrará a las familias, en el que se verán reflejadas las líneas generales pedagógicas que seguirá con los niños/as a los que acoja en su hogar.

Primeros auxilios y manipulación de alimentos: Es fundamental contar con estos dos cursos para poder ejercer en España. En cuanto a primeros auxilios, es una formación además que se ha de ir renovando año tras año para no olvidar los contenidos, ya que se pueden hacer esenciales en un momento de emergencia.

Formación continua: Una madre de día, al igual que un maestro, nunca debe querer dejar de aprender nuevas cosas relacionadas con la educación. De hecho, la formación continua es fundamental para toda madre de día que quiera siempre aumentar la calidad del servicio que ofrece.

Un espacio cálido y acogedor

Un hogar propio: La madre de día ha de poder ofrecer un hogar propio al niño/a. No tiene sentido que alquile un local u otro piso para poder ejercer como madre de día, pues es su propio hogar el que al fin y al cabo va a contar con la esencia cálida de lo que persigue este tipo de opción de cuidado a la primera infancia.

El hogar ha de contar con luz natural y espacio suficiente: La madre de día debe ofrecer para este servicio un espacio cálido, con luz natural y posibilidad de ventilación suficiente, con un mínimo de 15-20 metros cuadrados por niño/a en las áreas donde va a permanecer más tiempo durante el juego libre, y un mínimo de 2 metros por niño/a en el espacio de siesta. Además, debe contar con tres espacios bien diferenciados: el de la siesta, el del aseo y el de la comida.

Su casa debe estar cerca de un parque: o al menos de una zona ajardinada o posibilidad de esparcimiento para los niños/as, ya que la salida diaria es una condición indispensable de todas las madres de día independientemente del tiempo que haga.

Un niño juega en el columpio

Un niño juega en el tobogán de un parque. Foto: Freepik

Carácter vocacional

Debe ser una persona cercana, tranquila, paciente, amable, empática: El carácter de una madre de día, por lo general, reúne todas estas características por la población tan sensible a la que atiende. Debe ser empática con el niño/a, hablarle a su altura, no alterarse ante cualquier situación de conflicto que pueda surgir en el nido y debe ser amable y cercana con la familia, con quien también estrechará un vínculo una vez atienda a su hijo/a en la casita.

Sentir gran vocación por su profesión: Una madre de día tiene que sentir una gran vocación por el cuidado y la atención a la primera infancia y ser consciente de la labor tan importante que ejerce, en una etapa en la que el niño/a es puramente emocional y lo único que necesita es sentirse arropado por su madre o, en ese caso, la madre de día, que se convierte en su figura de referencia mientras su mamá no esté.

Siempre dispuesta a escuchar: Las madres de día reciben feedback de las familias todos los días, ya que la comunicación es continua. De esta forma, tiene que estar siempre dispuesta a escuchar cuáles son sus necesidades y corregir cualquier tipo de situación que pueda estar alterando el normal funcionamiento de la casa. Eso sí, siempre con la asertividad y la mano izquierda que la caracteriza.

En definitiva, para poder ejercer la profesión de madre de día no es suficiente con poseer una titulación y ya está. La atención va muchísimo más allá y por eso es necesario comenzar a informarse en profundidad por esta figura si es que tu deseo es comenzar a formarte para poder llegar a serlo.

En este sentido, yo, como madre de día en activo, acabo de lanzar un curso que te invito a conocer si quieres que te dé las herramientas para que tú puedas dar los primeros pasos. Toda mi experiencia como madre de día abriendo un nido está en él. ¿Te animas a entrar?

 

Comparte Los 10 requisitos básicos de una madre de día en tus Redes Sociales

También te puede interesar...

Arancha Cuéllar

Periodista, educadora infantil y madre de día en La Casita de Pez Austral. Firme defensora del acompañamiento respetuoso a la primera infancia.

Escribe tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE LA POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Arancha Cuéllar solicita tu consentimiento para publicar y moderar los comentarios. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. En todo caso, los datos que nos facilitas están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de la UE o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo “Privacy Shield”. Visita la política de privacidad para consultar cómo ejercer los derechos de acceso, rectificación o supresión de datos, entre otros. Si no facilita los datos solicitados como obligatorios, puede dar como resultado no poder cumplir con la finalidad para los que se solicitan

No hay Comentarios en Los 10 requisitos básicos de una madre de día

Como ser madre de dia - Curso Gratis

CURSO GRATIS

Descubre en 4 vídeos si la profesión de madre de día es para ti

Pin It on Pinterest